PROGRESIÓN TUMORAL

Las células tumorales sufren cambios en su fenotipo por los cuales adquieren las características anormales propias del cáncer: la pérdida de adhesividad, la capacidad de degradar el tejido circundante que permite a las células migrar, la inducción del crecimiento de nuevos vasos sanguíneos y, finalmente, la adquisición de un potencial para formar nuevos tumores en sitios distantes y escapar a la destrucción por el sistema inmune.
La causa del fallo de los tratamientos y de la muerte de los pacientes con cáncer es casi siempre la metástasis, y la capacidad de formar metástasis se basa en la adquisición de la capacidad invasiva por las células del tumor primario.
La invasividad tumoral no es suficiente y para dar lugar a metástasis la célula necesita adquirir otras capacidades. El crecimiento tumoral requiere una vascularización o angiogénesis que consiste en la formación de nuevos vasos sanguíneos a partir de los preexistentes. Sin la cercanía de los vasos sanguíneos, las células tumorales no sólo no pueden diseminarse, sino que mueren por deficiencia de nutrientes y oxígeno.
El establecimiento de metástasis por las células tumorales que han conseguido alcanzar la circulación sanguínea o linfática es, un proceso poco eficiente. Las células de cada tipo de tumor tienen tendencia a formar metástasis en órganos específicos.

Diseminación linfática: Los émbolos de las células tumorales, llegan a los conductos linfáticos por el líquido intersticial, que termina mezclándose con el linfático. Una vez que llegan a los vasos linfáticos, se alojan en los ganglios o circulan por los torrentes linfático y venoso.

Diseminación hematógena: Guarda relación con la vascularización del tumor. Las células malignas tienen que sobrevivir a la turbulencia arterial , a vivir con poco oxígeno o a la destrucción por parte del sistema inmunitario. Las que lo hacen se insertan en el endotelio que se retrae, pudiendo entrar en la membrana basal y secretar enzimas lisosómicas para destruir los tejidos subyacentes e implantarse. Estas producen fibrina, plaquetas y factores de la coagulación, para aislarse del sistema inmunológico.

Esas células pueden quedar latentes durante un periodo de tiempo variable, sin proliferar, debido a la ausencia de señales adecuadas, durante ese tiempo pueden ser destruidas por diversos mecanismos inmunológicos o, incluso entrar en apoptosis. Será su capacidad proliferativa e invasiva, la composición de la matriz extracelular y su capacidad de respuesta a los factores de crecimiento y a los factores angiogénicos tisulares lo que determine la formación de tumores secundarios.

Una respuesta a “PROGRESIÓN TUMORAL

  1. Interesante.
    este concepto básico debe estar siempre plasmado
    ya que me aproximará a la significancia clinica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s